Volando entre paredes

Volando entre paredes

junio 16, 2017

Llegas



Llegas con tu abultada carga de fantasmas
y tu culpa de sal.
Llegas. Y quizás sea tu último destino
porque ya no recuerdas cómo se escribe el viento.

Vienes, entreverado de roja tristeza
y terco de mudanzas.
Vienes completamente solo y sin embargo
proclamas en mi nuca el mejor de los templos.

Atraviesas el umbral de lo imperceptible
y te obstinas en mi ojos,
no para mirar sino para serme trigo
mostrándome lo frágil de un ayer sin su centro.

Y yo emerjo. Y tú llegas. Y vienes. Y atraviesas,
como un paisaje erguido y su retorno.

.
Paloma Corrales