Volando entre paredes

Volando entre paredes

febrero 27, 2015

Veintiocho...


Veintiocho alfileres, uno a uno
 desde el primero hasta el último
 ejecutan a la perfección
 el recuerdo acometido.
 Pequeñas esquirlas
 de cabezas perladas
 sujetan a mi oscuro dolor
 una luna de febrero,
 irrevocable
 y ardida junto a un poema bisiesto.
 Veintiocho lágrimas
 no calman mi duelo.
 No apagan este fuego.

 Fernando Gutiérrez
 DERECHOS RESERVADOS


 

No hay comentarios: