Volando entre paredes

Volando entre paredes

17 feb. 2019

La compasión difícil

Medea anuda la cuerda en la rama del árbol seco.

— ¿Qué vas a colgar de esa cuerda? — pregunta
     el menor de los hijos.

— Lo que amo — contesta Medea.

Chantal Maillard, “La compasión difícil”




Sin respuesta

¿Adónde van los días en su vuelo?

¿Adónde,
                 por el aire,
                                   lo que somos?

José Iniesta





Es tiempo

[…]
tiempo es de que la piedra pueda florecer,
de que en la inquietud palpite un corazón.
Tiempo es de que sea tiempo.

Es tiempo.


P. Celan



La lista de lo necesario

Conozco muchos que andan por ahí con
la lista
de lo que necesitan.
Aquel a quien la lista es presentada, dice:
es mucho.
Mas aquel que la ha escrito dice: esto es lo mínimo.
Pero hay quien orgullosamente muestra
su breve lista.


Bertolt Brech



Piedra

La piedra, quieta,
callada, ocupa siempre
con violencia un espacio.

Con la fija obsesión
de no dejarlo.

Lorenzo Oliván



elegiría el bosque

Pienso que de haber dios
elegiría el bosque como su catedral

el bosque
y en la noche
su volumen sellado, el gran follaje
el peso de los animales

un pájaro asustado elegiría
para dar testimonio.

Raquel Jaduszliwer




Antepenúltimos

AHORA es ayer, cuando te imaginabas
contra la gala real del cielo abierto,
en calma. Ahora sí, ya has llegado
al mercado del inútil saber.
Inesperados ámbares rezagan
un fósil de otro tiempo, llegan sueños,
recuerdos analgésicos, sensatos,
pero sólo algo como algas queda
escurriendo de manos que ignoraron
siempre el arte de asir el bien que huye.
Abrumado lo que se creyó a salvo,
sin fe ya esperas lo poco que resta.

Ida Vitale, “a toro pasado “






hablando de amor

...alguien que nos apoye, nos aliente, a veces que nos oponga algo;
alguien que comparta con nosotros, con igual fervor, los goces del
arte y de la vida, sus tareas siempre pesadas, jamás fáciles; alguien
que no sea ni nuestra sombra ni nuestro reflejo, ni siquiera nuestro
complemento, sino alguien por sí mismo.

M.Yourcenar

16 feb. 2019

en círculo

al árbol que no crece
háblale del miedo,
alguien contaminó sus raíces,
búscale una palabra de otra época
—algo como covacha—,
y dile que no tema lo impreciso,
que todos somos huérfanos de causa,

a la lluvia,
recuérdale las ciénagas y el hambre,
ella sabe el dolor de una babosa y
lo absurdo de lo empírico y la muerte,

a las sombras,
—si acaso se aproximan—,
nómbrales la tristeza de lo oculto,
los gestos demolidos
y la desolación
          del árbol que no crece.

.
Paloma Corrales, (el runrún de las palabras)



¿No te das cuenta ?

¿No te das cuenta de que lo único inquieto del Universo eres tú?

Lao Tsé



Me he enterado

Me he enterado: estamos en sequía, el hombre no sabe que
es bosque, agua, animal. Que  le ciegan poder y arrogancia.
Que la ignorancia alza la voz. Que el mejor retrato es un
ombligo. Que el diablo no paga por el alma humana, que
enarbola banderas, voces de otras guerras que quiere hacer
nuestras.
Pero hay  narcisos blancos en el jardín y sobreviven las violetas...

àngela ar



¿a quién le interesa? a nadiie

A nadie le importa el juicio de Alicia,
la corona de la reina o los guantes del conejo.
A nadie le interesan las galletas que encojen,
las puertas que se achican,
las cerraduras que se agrandan,
los gusanos que fuman las pipas de agua.
A nadie le importan las medias tazas de te,
el cumpleaños del sombrerero loco,
el lirón en la tetera,
ni los hermanos Tararí y Tarará.
¿Qué más dá el camino que tomaron,
aquellos que tomaron el camino?
A fin de cuentas todos tienen prisa
por llegar a ninguna parte.
T U S A B E S Q U E NO TE I M P O R T A
y yo sé que lo sabes.
Olvidaba decirte que,
Alicia ya no vive aquí,
se ha ido al otro lado del espejo.

Mabel Escribano Usero



15 feb. 2019

No vemos, no oímos

No vemos ni oímos a los que sufren; todo cuanto es 
espantoso sucede entre bastidores, a escondidas. El 
feliz sólo se siente bien porque los desgraciados llevan 
su carga en silencio; sin este silencio el bienestar sería 
imposible. Es una hipnosis general.

Chéjov





No olvidar:

Desmigar como pan recién hecho las palabras
las caricias
los besos.

Mayte Gaba



14 feb. 2019

All monsters

All monsters are human.




En tu propia mano

En tu propia mano me diste de comer
-como a los pájaros-
pan y queso con aroma de hinojo, anís, matalahúva.
Acercaste el cáliz a mi boca
y yo lo recibí como si un hambre inmortal me delatara.
Estrené falda nueva, zapatos de tacón, trenzas de oro.
Y luego fui al olvido.

(Pero siempre lo supe:

que nada amaba tanto
y no habría camino más largo
que el de quererte a solas.)

Elsa López



Nada grave

Me duele solo el alma.
Nada grave.

Ángel González



Luz

Luz...
Cuando mis lágrimas te alcancen
la función de mis ojos
ya no será llorar,
sino ver.

León Felipe



13 feb. 2019

hoy o mañana

Podríamos vernos hoy
o mañana.
Podríamos mirarnos hoy
o mañana.
Podríamos hablar hoy
o mañana.
Podríamos escucharnos hoy
o mañana.
Podríamos olernos hoy
o mañana.
Podríamos acariciarnos,
besarnos, abrazarnos, saborearnos
hoy
o mañana.

Podríamos vivirnos hoy
o mañana
aunque quizás tú no estés
aunque quizás no esté yo.

Rota la incierta cadencia temporal
es hoy cuando duele tanto mañana.

JGCampal



No al olvido

En el recodo de la tarde,
detrás de los vidrios empañados por el frío
del cuarto donde yacen los recuerdos,
yo oigo y veo intactas las pisadas
que dejaron tus pasos.
No quiero que por los caminos
oscuros del olvido
se pierdan aquellas palabras
que proferíamos y
aquellas que quedaban
temblando, sin ser dichas.
No quiero que nada se pierda
para siempre en la nada.

Quima Jaume




Foto Aisha Yusaf

y recomenzar

Y me basta
cerrar los ojos
para deshacerlo
todo y recomenzar.

J. Cortázar, “Rayuela”



12 feb. 2019

All day long

Inmortalidad

Todo lo que no entiendo me mata.
Es una muerte que sigue
pidiendo aclaraciones,
que sigue sin recibirlas, que sigue insistiendo,
porque tampoco en el otro mundo
se puede vivir sin entender.
Así que mueres y naces allí de otra manera,
una y otra vez,
para que puedas comprender
lo incompresible:
he aquí la definición de la inmortalidad.

Ana Blandiana , "Cosecha de ángeles"



hojas amarillas

hojas amarillas
en el fulgor de este otoño
como espera de lunas
escritas sobre el río
se busca en la estadía de lo inquieto
lo que irá sin haber ido
esta orfandad
del cielo que nos ama
y en la luz se sueña luz
mansión de ser
piedrita por piedrita

Maeía negroni, "Arte y fuga"


(C) ángela ar